Ir al contenido principal

Los "menos válidos"

El 21 de Marzo se celebró el Día Mundial del Síndrome de Down. La fecha (21/3) no es casualidad, pues hace referencia a la trisomía veintiuno, el "error" cromosómico que genera el Síndrome.

Numerosas organizaciones pro-vida aprovecharon la ocasión para recordar que los niños Down conforman uno de los grupos con mayor riesgo de ser abortados (cerca del 90% de los casos). Vivimos en una sociedad que por un lado condena la discriminación y la eugenesia y que se esfuerza por promover la integración de las personas con deficiencias físicas y psíquicas, a la vez que hace la vista gorda ante la eliminación selectiva de estas personas cuando se encuentran en el seno materno.

Esta paradoja no puede dejar indiferente a nadie.



Debemos preguntarnos qué es lo que realmente empuja a unos padres a tomar la decisión de que su hijo "no debe nacer". En general, se suele aducir que es "lo mejor para el niño". Persiste la creencia de que el hecho de padecer algún tipo de retraso conduce inevitablemente a una vida repleta de sufrimiento. Se temen los problemas médicos, el dolor físico, pero también el emocional, las burlas, la discriminación. Muchos padres se sienten "desbordados" ante las responsabilidades que acarrea un hijo así. A algunos les preocupa qué será de sus hijos cuando ellos no estén si no pueden valerse por sí mismos. Tampoco ayudan en nada los prejuicios sociales que siempre han existido hacia estas personas. Todavía existe la costumbre de decir "es que es tonto..." para referise a alguien con retraso mental. Algunos utilizan el término "mongólico" en tono despectivo, a modo de insulto.

Antigüamente, a los niños que nacían con algún "defecto" se les apartaba del resto. Sus propias familias se avergonzaban de ellos y los encerraban en sanatorios donde apenas mantenían contacto con el exterior y en las que, por desgracia, no se les estimulaba en absoluto para que desarrollasen sus habilidades.

Afortunadamente, actualmente existen personas y organizaciones que se dedican a promover la plena integración social de los mal llamados "minusválidos".

Es el caso, por ejemplo, de Vicente del Bosque, cuyo segundo hijo, Álvaro, nació con Síndrome de Down. "Al principio lloramos mucho", declaró, pero "ahora cuando miro atrás pienso "qué gilipollas fuimos"". Del Bosque es conocido tanto por haber dirigido a la selección española de fútbol, convirtiéndonos en Campeones del Mundo, como por sus acciones solidarias, siendo embajador solidario de la Federación Española de Enfermedades Raras.

La ONCE (Organización Nacional de Ciegos Españoles) es una Corporación sin ánimo de lucro con la misión de mejorar la calidad de vida de las personas ciegas y con discapacidad visual de toda España. Su Fundación para la Cooperación e Inclusión Social de Personas con Discapacidad goza de un gran reconocimiento social.













Comentarios

Entradas populares de este blog

La falacia de Beethoven

Creo que todos hemos oído alguna vez la historia que Lejeune le contó a Monod para explicarle el drama humano que suponía el aborto:



Lejeune preguntó a Monod:



- "De un padre sifilítico y una madre tuberculosa que tuvieron cuatro hijos, el primero nació ciego, el segundo murió al nacer, el tercero nació sordomudo, y el cuarto es tuberculoso; la madre queda embarazada de un quinto hijo. Ud. ¿qué haría?"



- "Yo interrumpiría ese embarazo", respondió con toda seguridad Monod.



A lo que su contrincante le contestó:

- "Tengamos un minuto de silencio, pues hubiera matado a Beethoven."


¿Deberíamos comparar el aborto con el Holocausto? Reflexiones a favor y en contra.

Recientemente un grupo pro-vida canadiense desató la polémica al mostrar un vídeo en el que se comparaba el aborto con el Holocausto judío. El vídeo, titulado The Case Against Abortion: Personhood, pertenece a la organización estadounidense Abort73 y se puede ver a continuación:


Lo cierto es que es frecuente en el activismo pro-vida que se compare el aborto con otros crímenes contra la Humanidad como el Holocausto, la esclavitud, etc., en base a los puntos que tienen en común. Sin embargo, ¿es válida esta comparación? La organización Secular Pro-Life se hizo esta misma pregunta hará un año y se la planteó a los seguidores de su página de Facebook. Finalmente lograron clasificar las respuestas en tres grandes grupos:

1 - No, la comparación presenta problemas.

2 - Sí, es una comparación válida, pero no necesariamente efectiva.

3 - Sí, es una comparación válida.

En Secular Pro-Life decidieron recoger en un artículo algunos de los comentarios que encajaban en los distintos grupos y he pen…

Respuestas Pro-Vida a argumentos Pro-Aborto III: "Nadie te obliga a abortar"

Este es sin duda uno de los argumentos más utilizados por los defensores del aborto y a la vez uno de los menos efectivos. ¿Por qué? Vamos a verlo.


El argumento es sencillo: "¿No estás de acuerdo con el aborto? Muy bien, no abortes, pero no les digas a los demás lo que tienen que hacer. Abortar es un derecho, no una obligación". Sin embargo, ¿es cierto que el aborto "no obliga a nadie"? Pues no, no es cierto. De hecho, obliga a muchas personas, de muchas formas distintas.

Obliga a todos los ciudadanos a financiarlo

El Estado español destina varios millones de euros al año a la financiación de las clínicas que practican abortos. Dicha financiación se lleva a cabo con dinero público procedente de los impuestos de todos los ciudadanos, estén a favor o en contra de esta práctica. Esto significa que todos aquellos que vemos el aborto, no como un derecho humano, sino todo lo contrario, estamos obligados a pagarlo con nuestro dinero, un dinero que podría haber sido destina…